El Piloto de F1 Valteri Bottas volvió a subir a un coche de rallies, esta vez a un Fiesta WRC de M-Sport, con lo cual crecen las especulaciones de si en sus planes está entrar al mundo de los rallies.

El finlandés había probado ya el Yaris WRC de Toyota Gazoo Racing el pasado mes de Julio en un día de test para él solo, en esta ocasión subió de nuevo a un Fiesta WRC que ya había probado en enero.

Las especulaciones aumentan al considerar que Bottas no tiene aun un asiento asegurado en Mercedes F1 para 2020, y que Esteban Ocon podría ocupar su asiento.

Sea cual sea la decisión de Mercedes, está más que claro que los rallies tienen cierto encanto para el piloto finlandés, y si no es en la próxima temporada, la posibilidad de verlo en algún momento corriendo un WRC es algo real.

Fotos de: Jerry Andre / LAT Images, Motorsport.com